Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

37% de las organizaciones fueron víctimas del ransomware

Durante el 2020

[10/06/2021] Sophos presentó los resultados de la encuesta global El Estado del Ransomware 2021, que reveló que el 37% de las empresas a nivel mundial se vieron afectadas por ransomware en el último año, porcentaje notablemente menor al 51% reportado en el 2020. De dichas compañías, el comercio minorista (44%) y las instituciones educativas (44%) son las más afectadas, seguidas por empresas de servicios (42%) y gobiernos (40%).

El estudio también reveló que el 96% de aquellos cuyos datos estaban encriptados recuperaron sus datos, y el 54% de las empresas indicó que se vieron afectadas por este delito, mientras que en el 2020 esa cifra fue del 73%.

Además, el 39% de las entidades indicó que sus equipos de defensa pudieron detener el ataque antes de que pudieran cifrar sus datos, mientras que el 7% dijo que su información no fue cifrada, pero se les exigió el pago de un rescate de cualquier modo.

Sin embargo, la investigación apunta que el número de empresas que pagaron por el rescate de sus datos y los montos pagados se incrementaron del 2020 al 2021. Este año, el 32% de las empresas del mundo admiten haber pagado por un rescate, mientras que el pasado ese porcentaje fue de 26%.

En cuanto a montos, la encuesta señala que el pago promedio a nivel mundial fue de 170.404 dólares. "No obstante, los atacantes exigen cifras más altas en economías occidentales y desarrolladas, como Estados Unidos y Canadá, en donde el promedio fue de 214.096 dólares, cifra 36% más alta que el promedio mundial. Alemania, Australia y Reino Unido también reportaron montos 26% más altos que la media, comentó Juan Alejandro Aguirre, ingeniero de Ventas en Sophos.

Pero ¿recuperaron toda su información pese a realizar ese pago? "Las probabilidades de restaurar toda la data son escasas. Sophos reveló que en promedio solo el 65% de los datos cifrados fueron recuperados por las empresas afectadas mientras que más de un tercio de su información quedó inaccesible, sostuvo el ejecutivo.

En los países latinoamericanos, agregó Aguirre, ese porcentaje asciende al 77%. México, por ejemplo, se ubicó por encima del promedio mundial, ya que las empresas pagaron, en promedio, un total de 2,03 millones de dólares por la recuperación total tras un ataque cibernético. Por el contrario, en Colombia y Chile los costos se encuentran debajo de la media, con 1,26 millones de dólares y 730 mil dólares, respectivamente.

El mapa de las amenazas

De acuerdo al informe, India (68%), Australia (57%) y Estados Unidos (51%) se posicionan como las más afectadas por el ransomware y otros ciberataques, durante el último año. "En América Latina, México quedó un nivel por debajo de la media global, con el 25% de las empresas afectadas por al menos un ciberataque. Lo mismo ocurrió en Chile y Colombia, donde la incidencia fue de 33% y 19%, respectivamente. El informe indica que esto se podría deber a que son países con un PIB inferior y, por ende, ofrecen un menor potencial de pago por rescate a los atacantes, anotó Aguirre.

El costo de recuperación se duplicó

Si bien la incidencia de ataques cibernéticos disminuyó, Aguirre indicó que a las empresas hoy en día les cuesta casi el doble recuperarse, ya que al pago del rescate de la información se suman la inactividad provocada por el ransomware, el costo de los dispositivos afectados, la restauración de las redes, además del impacto en la confiabilidad, reputación y oportunidades perdidas en ese periodo.

Los encuestados informaron de que el costo promedio de remediar las consecuencias provocadas por el ransomware fue de 1,85 millones de dólares, más del doble de los 761.106 dólares registrados un año antes.

La encuesta El Estado de Ransomware 2021 fue realizada por Vanson Bourne, un especialista independiente en investigación de mercado, en enero y febrero del 2021. La encuesta entrevistó a 5.400 tomadores de decisiones de TI en 30 países, en los EE. UU., Canadá, Brasil, Chile, Colombia, México, Austria, Francia, Alemania, Reino Unido, Italia, Países Bajos, Bélgica, España, Suecia, Suiza, Polonia, República Checa, Turquía, Israel, Emiratos Árabes Unidos, Arabia Saudita, India, Nigeria, Sudáfrica, Australia, Japón, Singapur, Malasia y Filipinas. Todos los encuestados pertenecían a organizaciones con entre 100 y 5.000 empleados.