Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

IDC presenta las 10 principales predicciones para el futuro de la innovación

[15/11/2021] Ofrecer productos digitales innovadores puede ayudar a las empresas a satisfacer a los clientes y a crear una mayor diferenciación competitiva. Las organizaciones que puedan dar el siguiente paso y transformar su innovación de software en motores de valor, generarán un valor empresarial adicional, como la monetización de datos, nuevas asociaciones o la entrada en nuevos mercados. Mientras los líderes empresariales consideran formas de aprovechar la innovación de software y transformar sus negocios en fábricas de innovación digital, International Data Corporation (IDC) ofrece sus 10 principales predicciones para el futuro de la innovación digital, como parte de su reporte IDC FutureScape: Worldwide Future of Digital Innovation 2022 Predictions.

"La innovación digital rentable requiere una alineación en toda la organización, combinada con una selección estratégica y la aplicación de herramientas propietarias o de fuente comunitaria. Sobre todo, la innovación digital requiere una clara comprensión de lo que quieren los clientes, así como la capacidad de anticipar lo que necesitarán, incluso antes de que lo hagan, comentó Nancy Gohring, directora de investigación del Futuro de la Innovación Digital de IDC.

"Un impacto notable de la pandemia de la COVID-19 es que muchas empresas reconocen ahora que su capacidad para crear productos y servicios digitales innovadores determinará si tienen éxito o fracasan en el mercado", añadió la ejecutiva. "El imperativo de desarrollar ofertas digitales innovadoras está influyendo en una serie de decisiones estratégicas en la empresa, incluyendo cambios significativos en los modelos de negocio, modelos organizativos, modelos de distribución y flujos de ingresos".

Las 10 principales predicciones de IDC para el Futuro de la Innovación Digital abordan temas relacionados con los cambios en los requisitos empresariales y permiten un desarrollo de software más eficiente:

  • Predicción 1: Para el 2026, las empresas que generen con éxito innovación digital obtendrán más del 25% de los ingresos de los productos, servicios y/o experiencias digitales.
  • Predicción 2: En el 2022, las organizaciones que asignen más del 50% de sus proyectos de desarrollo de software a iniciativas orientadas al cliente, verán crecer sus ingresos un 15% más rápido en comparación con las que se centran más en proyectos internos.
  • Predicción 3: Para ayudar a aliviar la escasez de habilidades de los desarrolladores, el 55% de las organizaciones utilizarán los mercados en la nube y las adquisiciones de startups tecnológicas como sus enfoques más importantes para el abastecimiento de software en el 2024.
  • Predicción 4: En el 2024, las empresas que ya han invertido en la creación de un ecosistema de desarrolladores ampliarán su base de clientes en un 25%.
  • Predicción 5: Asegurar la cadena de suministro de software será una competencia central adoptada por el 75% de los grandes innovadores digitales para el 2023.
  • Predicción 6: En el 2023, los modelos de distribución tradicionales se desmoronan a medida que el 20% de las empresas de algunos sectores utilizan la tecnología para ir directamente a los clientes, buscando mejorar la satisfacción del cliente y el desarrollo del producto.
  • Predicción 7: En el 2026, el 30% de los equipos de desarrollo de software se centrarán en convertir los productos tradicionales en resultados como servicio.
  • Predicción 8: La mitad de las 500 empresas mundiales habrán subcontratado el desarrollo de software de forma significativa para el 2025, lo que agravará la escasez de habilidades de ingeniería de software y alimentará el interés por la eficiencia en el desarrollo de software.
  • Predicción 9: En el 2024, el 55% de los productos innovadores digitales de éxito serán creados por equipos que incluyan personas con habilidades creativas, de pensamiento crítico, de análisis y de automatización, además de ingenieros de software.
  • Predicción 10: En el 2025, el 75% de las nuevas aplicaciones desarrolladas incluirán algún código generado automáticamente, liberando a los humanos para que se centren en las tareas de desarrollo que no son fáciles de automatizar.